sanimales

LAS VITAMINAS

Las vitaminas son substancias químicas no sintetizables por el organismo, presentes en pequeñas cantidades en los alimentos, que son indispensables para la vida, la salud, la actividad física y cotidiana.

Las vitaminas no producen energía, por tanto no producen calorías. Estas intervienen como catalizador en las reacciones bioquímicas provocando la liberación de energía. En otras palabras, la función de las vitaminas es la de facilitar la transformación que siguen los substratos a través de las vías metabólicas.

Sin las vitaminas que se encuentran en la comida diaria, el cuerpo humano no sería capaz de funcionar con normalidad. Las vitaminas son vitales. La salud se resiente cuando no se toman las cantidades necesarias de cada una de ellas. La mayoría se encuentran en los alimentos diarios. Una dieta variada y equilibrada contiene todas las vitaminas necesarias, siendo sólo necesarios los complementos vitamínicos en las personas débiles, aquellas aquejadas de alguna enfermedad crónica o bien en casos de alimentación deficiente o incorrecta. En general, las vitaminas aseguran el correcto funcionamiento de las células, controlando el crecimiento y la restauración de los tejidos y estimulando la producción de energía.

Fue un médico holandés, Eijkman, quien descubrió la existencia de las vitaminas. Cuidaba en 1897, en la prisión de Java, enfermos de beri-beri. que presentaban síntomas nerviosos conducentes a la parálisis y a la muerte. Alimentando con arroz y su cascara a unas gallinas afectadas de beri-beri, observó que los síntomas de parálisis desaparecían. Administró esta dieta a los prisioneros enfermos y observó que también curaban de dicha dolencia. Llegó entonces a la conclusión de que el beri-beri no era enfermedad contagiosa, sino producida por la carencia de ciertas sustancias contenidas en las cubiertas del arroz.

En 1912, Funk extrajo de 50 kg. de cáscaras de arroz unos centigramos de una mezcla de sustancias capaces de impedir el beri-beri, entre las cuales había aminas. De aquí el nombre de vitaminas (amina vital). A esta vitamina se la llamó vitamina B.

Hay dos grupos de vitaminas: unas solubles en agua (hidrosolubles: C, complejo vitamínico B...) y otras solubles en los lípidos (liposolubles : A, D, E, K).

Vitamina A

Esta vitamina se encuentra en alimentos de origen animal, incluyendo el hígado, el aceite de hígado de diversos pescados, la yema de huevo y en productos lácteos. El retinol, una forma activa de la vitamina A, se produce en el propio organismo a base del betacaroteno ingerido con las verduras de hojas verdes y las frutas.

Funciones:

Formación de huesos y dientes.
Mantienen la piel y el cabello sanos.
Protección de los tejidos del aparato respiratorio, digestivo y urinario.
Conservación de la visión nocturna
Ayuda a la liberación de la energía de los nutrientes.
Estimular la producción de hormonas
Conservar al salud de la boca, la lengua y la piel.

Vitamina B2 (Riboflavina)

La vitamina B2, también conocida como riboflavina, se encuentra en muchos alimentos de origen animal y vegetal, tales como la leche, el hígado, el queso, los huevos, las verduras verdes, la levadura de cerveza, los granos integrales, los cereales enriquecidos y el germen de trigo.

Funciones:

Ayudar a la liberación de energía de los nutrientes.
Estimular la producción de hormonas.
Conservar la salud de la boca, la lengua y la piel.

Vitamina B1 (Tiamina)

La vitamina B1, también conocida como tiamina, se encuentra tanto en los alimentos de origen animal como vegetal, tales como, por ejemplo, el pan integral, el arroz integral, la pasta, los cereales, el salvado, el hígado, la carne de cerdo y el pescado.

Funciones:

Control de los enzimas que intervienen en la estimulación de las reacciones químicas que convierten la glucosa (azúcar) en energía.
Fomentar la producción de la energía necesaria para el funcionamiento de los nervios, los músculos y el corazón.

Niacina (vitamina B3)

La niacina, que también se conoce como vitamina B3, tiene dos formas: la nicotinamida y el ácido nicotínico. Las mayores fuentes de niacina en la dieta diaria son el hígado, las carnes magras, el pollo, el pescado, las nueces y las alubias secas. El cuerpo humano también puede producir pequeñas cantidades de niacina mediante el triptófano, un aminoácido liberado durante la digestión de las proteínas.

Funciones:

Ayuda a la producción de energía a partir de grasas y carbohidratos.
Colabora en las funciones del sistema nervioso y del digestivo.
Favorece la producción de las hormonas sexuales.
Conserva la piel sana.

Vitamina B6 (Piridoxina)

La vitamina B6, o piridoxina, se encuentra en el hígado, el pollo, la carne de cerdo, el pescado, los plátanos, las patatas, las alubias secas, los productos de grano integral y muchas otras frutas y verduras.

Funciones:

Ayudar a la producción de energía de los nutrientes.
Intervenir en la formación de los glóbulos rojos y anticuerpos.
Reforzar el sistema digestivo y nervioso.

Vitamina B12

Sólo se encuentra en productos de origen animal, como el hígado, la carne de cerdo, el pescado, la levadura, los huevos y los productos lácteos. Los vegetarianos estrictos deben tomar un suplemento de esta vitamina.

Funciones:

Ayudar a la producción de material genético en el interior de las células (esencial para la formación de nuevas células), para la formación de glóbulos blancos y para las células del intestino.
Mantener en buen estado el sistema nervioso.

Ácido fólico

Forma parte del complejo vitamínico B que se encuentra, principalmente, en las verduras de hoja verse, las setas, el hígado, las nueces, las alubias secas, los guisantes y el pan de grano entero.

Funciones:

Fomentar la producción de material genético en el interior de las células, necesario para el crecimiento y regeneración de tejidos, así como la eritropoyesis o formación de eritrocitos o glóbulos rojos en la médula ósea roja.
Mantener sano el sistema nervioso.

Vitamina C

El ácido ascórbico o vitamina C se encuentra en frutas y verduras, especialmente en los cítricos, las fresas y los fresones, los pimientos verdes, las verduras de hoja verde y las patatas. No obstante, durante la cocción todos estos productos naturales pierden una gran parte de su vitamina C.

Funciones:

Conservar las encías, los huesos, los dientes y los vasos sanguíneos.
Mejorar la absorción del hierro.
Ayudar al sistema inmunitario

Vitamina D

Las fuentes naturales de vitamina D son, principalmente, el pescado graso como el salmón, la leche, el hígado, los huevos, el aceite de hígado de bacalao y algunos cereales. Sin embargo, la mayor fuente de vitamina D procede de la luz solar, a través de un determinado proceso químico que ocurre en la piel.

Funciones:

Ayudar a la absorción del calcio de los alimentos.
Formación de dientes y huesos fuertes.
Control del nivel de calcio en la sangre para obtener una buena coagulación.

Vitamina E

La margarina, los cereales de grano entero, las alubias secas, los vegetales de hoja verde, las nueces, el pescado y la carne figuran entre los principales alimentos que contienen esta vitamina.

Funciones:

Interviene en la eritropoyesis o formación de los glóbulos rojos.
Protege los tejidos celulares de los pulmones y otros órganos.
Al parecer, retrasa el envejecimiento celular.

Compartir este artículo

Las-vitaminas

Fuente: http://personales.ya.com/erfac/alivit.htm

Link relacionado:
http://personales.ya.com/erfac/alivit.htm


Disponible en sección: Vida Sana

Imprimir: Las vitaminas



Continua buscando en google o en nuestra web


Web www.conciencia-animal.cl



 



AAA

dodo2013-07-25
no informa tanto

jennifer


animales

Copyright © 2003-2008
Todos los derechos reservados